Publicado: 28 de Marzo de 2016

Los ojos rojos, normalmente acompañados de una sensación de cuerpo extraño, de sequedad, de cansancio, son un signo claro de un estado ocular que no es de bienestar, si no de molestia, y es por esta razón por la cual hay que estar siempre alerta y tener preparado el contraataque.

Naturalmente, en caso de enrojecimiento ocular, no siempre se debe hablar de patología, pero en cualquier caso podemos sugerir a nuestro paciente una serie de comportamientos para evitar el empeoramiento de una situación de peligro inminente.

El ácido hialurónico de OPTOX se caracteriza por su estructura macromolecular, la cual proporciona una elevada capacidad mucomimética que ayuda a reducir la sensación de sequedad y la sensación de cuerpo extraño, sea en usuarios o no usuarios de lentes de contacto.

Aun así, en las situaciones de molestia elevada, el ácido hialurónico no es suficiente. Hacen falta otras sustancias que estén en grado de proteger una superficie ocular debilitada y, al mismo tiempo, reparar posibles daños existentes en el epitelio corneo-conjuntival.

OPTOred®cubre estas necesidades con la introducción de 2 nuevos componentes: los aminoácidos (glicina, prolina, lisina y leucina) y el extracto de equinácea.

Los aminoácidos se han agregado a la composición de OPTOred®para 2 de sus características principales: ofrecer un soporte metabólico a las diferentes estructuras de la superficie ocular y facilitar los procesos reparadores del epitelio corneo-conjuntival.

Aunque la principal novedad que conlleva OPTOred®

es el extracto de equinácea.

La equinácea es un tipo de planta herbácea perenne de la familia Asteraceae nativa de Norteamérica, que comprende nuevas especies de interés ornamental y herborístico.

La equinácea presenta excepcionales propiedades medicinales, y por ello OPTOX ha decidido introducirla en la composición de su nuevo integrador lagrimal, OPTOred®.

 

En particular, a nivel de la superficie ocular, la equinácea:

- reduce la inflamación y el dolor

- reduce la probabilidad de conjuntivitis bacteriana / vírica

- estimula la respuesta inmunitaria, evitando que la inflamación se convierta en crónica

- inhibe el efecto de la hialuronidasa, una enzima que se encuentra normalmente en la superficie ocular que degrada el ácido hialurónico, haciendo que éste permanezca durante más tiempo en el ojo.

 

Estas propiedades se deben a las sustancias contenidas en la plata, prevalentemente en las raíces, como los derivados del ácido cafeico (echinacoside), el ácido cicórico, el polieno, los alcamidos y el aceite esencial.  

En particular el echinacoside desenvuelve una acción antibiótica y bacteriostática capaz de inhibir la replicación de bacterias difícilmente controlables, mientras que los alcamidos le dan a la planta propiedades antiinflamatorias e inhiben la hialuronidasa, impiediendo proliferar a los agentes patógenos.

 

En conclusión podemos decir que OPTOred®:

- lubrica y protege la superficie ocular

- modula las defensas naturales de la película lagrimal

- contribuye a reducir el riesgo de infecciones bacterianas y víricas

- reduce la flogosis y el enrojecimiento ocular.